El remate en pádel: Cómo dejar KO a tus rivales

remate-padel

El golpe defensivo por antonomasia en pádel es el remate o smash, que si se hace bien te permite dejar KO a tus rivales en un momento y terminar el punto como un señor. Se trata de un golpe en el que la coordinación, la potencia y el cálculo para saber dónde queremos colocar la bola tras el impacto, son algunos de los ingredientes principales.

Vamos a ver qué tipos de remate se pueden utilizar en pádel, cómo ejecutar cada uno de ellos y qué errores son los más frecuentes en la realización de este golpe. Para aprender a dominarlo y ser los que digamos la última palabra en la pista.

Tipos de remate en pádel

Existen distintos tipos de remate en pádel en función de cómo recibimos la bola, cómo situamos nuestro cuerpo para el golpeo (técnica) y según los efectos que queramos conseguir.

El remate o smash de potencia

La fuerza y la velocidad en el remate o smash de potencia (también llamado de definición) son las protagonistas, si conseguimos hacerlo de manera correcta podremos ganar el punto. La idea es que le demos con tantas ganas que metamos la pelota en el campo rival y vuelva al nuestro. Es un golpe que se realiza cerca de la red.

Cuando veamos llegar la bola colocaremos el cuerpo de costado, con las piernas abiertas más o menos a la altura de los hombros (la distancia se irá modificando en pasitos cortos según se precise).

La pelota quedará delante nuestro y arriba. El brazo de la pala por tanto subirá, ligeramente flexionado, por encima de nuestra cabeza y el otro brazo lo extenderemos hacia arriba y hacia delante como para señalar el lugar en el que tendremos que impactar la pelota.

El impacto en la bola tiene que ser en su parte superior, con fuerza y con la máxima velocidad del brazo, de manera que una vez ejecutado el golpeo en la pelota de la propia velocidad e inercia el cuerpo te lleva hacia delante y hacia abajo.

Si lo hacemos bien, se lo pondremos muy complicado a nuestros adversarios para devolverla. En el siguiente vídeo vemos más detallada la explicación del golpe:

El remate o smash de bandeja

Vamos ahora con uno de los golpes más comunes en pádel que nos sirve para recibir y devolver globos que llegan a la parte de atrás de la pista y es muy útil para ayudarnos a recuperar la posición en la red.

El recorrido del golpe es corto y es posible de esta manera controlar mejor la velocidad.

La posición del cuerpo para la ejecución del remate o smash de bandeja es similar a la del remate de potencia. De costado, con las piernas abiertas a la altura de los hombros aproximadamente e iremos ajustando con pasos cortos. El brazo de la pala sube y se apunta con el brazo libre extendido para calcular el lugar de impacto de la bola.

La terminación de este golpe, el “viaje” que hace la pala tras el golpe es hacia el hombro opuesto.

El remate o smash víbora

El golpe de la víbora es un tipo de remate más complejo, para jugadores que tienen ya un buen nivel. Digamos que es mixto, combina el inicio del remate de potencia pero se ejecuta a la altura del remate de bandeja. Es un golpe con un efecto marcado para que cuando rebote la bola en la pared del rival le cueste mucho devolverla.

De nuevo partimos de la posición de costado como en los otros dos tipos de remate, pero el impacto de la bola en la víbora será más a la altura de la cara, no por encima. El balanceo o movimiento del cuerpo también es diferente. Y algo muy importante es que el golpeo de la pelota se hace en su parte inferior, imprimiéndole así el efecto liftado que se pretende.

Lo vais a ver muy claramente en el vídeo.

Errores comunes al hacer el remate en pádel

Realizar el remate o smash en pádel en condiciones, como ocurre con otros golpeos, requiere mucha práctica en la pista de pádel. Algunos de los errores más frecuentes que se cometen cuando se está aprendiendo a hacerlo son:

– No flexionar las piernas de la manera correcta.
– Levantar el codo antes de golpear la bola.
– Impactar la pelota demasiado delante del cuerpo o al contrario, demasiado detrás.
– Preparar mal el brazo, o muy encogido o muy estirado.
– No armar bien la muñeca y tenerla floja.
– No acompañar el movimiento de golpeo con el cuerpo.

Y vosotros ¿sabéis rematar para dejar KO a vuestros rivales? ¿Qué tipo de smash os sale mejor?

Opt In Image
¿Quieres más Pádel?
Te lo mandamos al Correo
¿Te ha gustado? ¡Compártelo!Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone
Jugando cada punto del partido como si fuera el último. Amateur con aspiraciones a reina de la pista :) Perfeccionando mi volea. ¿Hablamos de pádel?

No hay comentarios

Dejar respuesta

Loading Disqus Comments ...
Loading Facebook Comments ...