Cómo diseñar tu táctica de pádel ganadora

tactica-padel

Cuando entramos en la pista de pádel si queremos salir como vencedores hay que llevar los deberes hechos, tanto en el aspecto físico y mental como en el estratégico. No podemos esperar muchos éxitos si entramos a jugar sin planificar y hablar con nuestro compañero sobre la propia táctica de pádel que vamos a desarrollar durante el partido.

Sobre la pista, antes de comenzar el partido, hay una serie de factores que se tienen que analizar con rapidez y agudeza para poder crear nuestra propia táctica de pádel para ganar.

Previamente, en nuestras sesiones de entrenamiento, tendremos que sentarnos a revisar algunas cosas sobre nuestra manera de jugar y de desenvolvernos en la pista para ser una dupla fuerte. Para ello como hemos hablado en varias ocasiones la compenetración y una buena comunicación con nuestra pareja de pádel es clave.



Pero lo importante es llegar a unas conclusiones comunes fruto de esa revisión y de la experiencia que también es un grado, cuanto mejor nos conozcamos en la pista y cuantos más partidos juguemos contra rivales diferentes, mejor sabremos preparar nuestra propia táctica para ser invencibles.

Durante un partido la táctica prevista puede variar, pero lo que tenemos que tener claro es que siempre tenemos que llevar una planteada y no llegar a la “aventura”. Así seremos mucho más efectivos.

Factores a tener en cuenta en nuestra táctica de pádel

Para elaborar nuestra táctica de pádel tenemos que estar pendientes de una serie de factores, tanto internos (que dependen de nosotros mismos) como externos, que hay que observar con mucha atención para poder plantear una buena estrategia de juego en función de todos ellos.

– FACTORES INTERNOS:

Lo primero que tenemos que hacer es hablar con nuestro compi y hacer un análisis de la realidad. Es decir, comentar cómo estamos en ese momento cuando jugamos al pádel. Cuáles son nuestras debilidades y fortalezas, físicas y técnicas, y cómo hacer para que las debilidades se conviertan en fortalezas o al menos no nos jueguen una mala pasada.

Tendremos que plantearnos preguntas como: ¿cuál es nuestro sistema de juego?, ¿somos una dupla atacante o por el contrario somos mejores defendiendo?, ¿cómo nos sentimos más cómodos en la pista?, ¿somos más de potencia o de control?, ¿hacemos siempre golpes planos o controlamos bien los golpes con efectos?, ¿cómo estamos de forma física en este momento?

Hay que hacer un buen análisis de todo esto y contestar con sinceridad para que realmente nos sea útil a la hora de crear nuestra táctica de juego. También tendremos que ser un poco ambiciosos si queremos salir a arrasar a la pista. Pero lo básico es conocer bien nuestro juego y nuestras posibilidades reales para poder sacarle todo el jugo y utilizarlo a nuestro favor.

– FACTORES EXTERNOS:

Son variables que influyen en el desarrollo de un partido pero que ya no dependen de nosotros mismos. Por eso, lo fundamental es prestar mucha atención a todos estos factores para saber plantear una buena táctica en función de lo que nos estemos enfrentando. La observación y la visualización son nuestras mejores aliadas en este momento.

Análisis de los contrincantes

Cuando lleguemos a la pista de pádel y veamos a nuestros rivales tenemos que sacar el máximo número de datos sobre su forma de jugar y estudiar bien sus movimientos. El mejor momento para ello es el peloteo previo. Tenemos que ser rápidos y estar atentos para ver:

– Qué condiciones físicas tienen. A simple vista podemos hacernos una idea según su estatura, complexión, edad, si se mueven con soltura o les cuesta, etc.

– Si ambos son diestros o si uno es zurdo o los dos lo son.

– Cómo se desplazan por la pista, dónde se suele situar cada uno. Dónde parece que se sienten mejor, atacando o defendiendo.

– Qué golpes les salen mejor y peor. Utilicemos el peloteo para probar cuantas más cosas mejor, intentemos ver qué tal se les dan los golpes de revés que suelen ser complicados, forcemos que hagan algún remate…

– Grado de compenetración entre los miembros de la pareja, cómo se hablan, ¿se comunican también con gestos?, qué actitud tiene cada uno de ellos, gritan, parecen más templados…

Sabiendo todas estas cosas, rápidamente podremos juntarnos con nuestro compi y plantear la manera de “hacerles daño” en función de todo lo que hayamos observado entre ambos.

Análisis de las condiciones de la pista de pádel

Todos los elementos de una pista de pádel influyen de una manera u otra en nuestro juego y en el desarrollo de un partido. Si la pista es nueva para nosotros, hay que tener en cuenta lo siguiente:

– Si es una pista techada tendremos que observar la altura del techo para ver qué margen tenemos para efectuar con tranquilidad globos y practicarlo durante el peloteo.

– Si la pista está al aire libre, el clima será lo principal, el viento y el sol. Fijémonos en qué dirección va el viento que nos servirá a la hora de hacer unos golpes y de imprimir mayor o menor velocidad en ellos según tengamos el viento de cara o no. Con el sol, la misma tarea, si vemos que los rivales lo tienen de cara podemos apretar con globos más altos para que les cueste verla venir.

– Tipo de suelo. La velocidad y bote de la pelota varía dependiendo del tipo de suelo de la pista de pádel. En las de cemento por ejemplo, aunque son minoría las pistas de este tipo, se aumenta la velocidad y el bote.

– Tipo de iluminación. Si no es excesivamente buena hay que ir con más cuidado en las voleas, remates y globos por si no podemos leer bien el juego debido a las malas condiciones de iluminación.

– Tipo de alambrada y paredes laterales. Dependiendo del tipo de alambre que haya las pelotas responderán al impacto de manera distinta. Durante el peloteo tendremos que comprobar su comportamiento. También influirá si las paredes son de muro o de cristal.

Análisis del tipo de pelotas de juego

Los factores climáticos y la altura sobre el nivel del mar a la que se juegue es lo que más afecta al comportamiento de las pelotas. Tenemos que saber que con el frío serán más pesadas y botarán menos, al igual que con la humedad. Y que con el calor tienen más presión, por tanto, serán más ligeras y botarán mucho más.

En conclusión, con un buen análisis de nuestros factores internos en una sesión de entrenamiento y siendo muy observadores dentro de la pista de los factores externos que nos van a influir durante el partido, podremos esbozar una táctica de juego útil y adecuada a nuestras necesidades para ser los amos de la pista y dejar la improvisación de lado.

Opt In Image
¿Quieres más Pádel?
Te lo mandamos al Correo
¿Te ha gustado? ¡Compártelo!Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone
Jugando cada punto del partido como si fuera el último. Amateur con aspiraciones a reina de la pista :) Perfeccionando mi volea. ¿Hablamos de pádel?

2 Comentarios

Dejar respuesta

Loading Disqus Comments ...
Loading Facebook Comments ...